"Todo lo que puedas hacer o soñar, comiénzalo. La osadía lleva en sí genio, poder y magia"

Goethe.

martes, 9 de febrero de 2010

Sugerencia con respecto a la pronunciación del griego antiguo

Esta nota me la ha enviado Christophe Rico, a raíz de los comentarios suscitados en el anterior post, sobre el método que él ha escrito, me limito a copiarlo aquí y os dejo a los expertos abierto el debate:


"Una sugerencia con respecto a la pronunciación del griego antiguo. Si se opta por estudiar el griego clásico o koiné, se puede usar la pronunciación erasmiana (con sus consabidos defectos) o la pronunciación reconstituida del periodo clásico o la del siglo uno : a pesar de las apariencias, entre los especialistas hay un consenso muy fuerte sobre lo que fue esa pronunciación, fundado en las leyes de la fonética general, en las descripciones de los gramáticos griegos antiguos, en las faltas de ortografía que hallamos en los papiros antiguos y en las transliteraciones del griego al latín. Basta tomar los libros especializados sobre fonética griega o los artículos de Wikipedia al respecto (en inglés están muy bien hechos) para cerciorarse de ello. Incluso los artículos de Wikipedia en griego moderno afirman lo mismo sobre la pronunciación histórica del griego antiguo. Así por ejemplo, se translitera al latín el famoso nombre griego como Philippus hasta el siglo uno y después como Filippus: es una de las muchas indicaciones que tenemos para determinar que hubo un cambio de pronunciación de la letra phi hacia el siglo uno de nuestra era.
Lo único que no recomiendo en absoluto es tomar la pronunciación del griego moderno y aplicarla al griego antiguo. Me aprece un disparate ya que se trata de dos idiomas en el fondo distintos. Si se pronuncia como en griego moderno la palabra "nosotros" (hêmeis) y "vosotros" (humeis) se acaba pronunciando de la misma manera (imis) dos palabras que son totalmente distintas en griego antiguo. Lo mismo sucede con muchas otras palabras (teichos, '"muralla" y toichos, "muro", ambos pronunicados tichos en griego moderno). Si se quiere un día aprender griego moderno, el griego antiguo ayudara sólamente si se ha aprendido con una pronunciación adaptada. "

4 comentarios:

santi dijo...

Dos idiomas distintos, claro, como el hebreo antiguo y el hebreo moderno, vaya.
Yo propongo que de ahora en adelante, cuando saludemos a nuestros alumnos les digamos en castellano "jola", para que así aprendan a escribirlo correctamente, diferenciándolo de la ola del mar.
Salutem!

cmaguirre dijo...

En el único sitio -hasta ahora- donde he visto gente capaz de entender y hablar con absoluta soltura y fluidez el griego antiguo es en Grecia, y usaban la pronunciación moderna.

Ángel Martín dijo...

Jacques Lacarrière, en "Verano griego", ed. Altaïr (2009), dice: "[...] se insiste en enseñar, en los institutos y las facultades, esa ridícula pronunciación llamada "erasmiana" que maltrata, deforma, mutila y corta los sonidos suaves, aflautados y a veces sibilantes de la lengua antigua. Basta con haber escuchado una vez en la vida a un griego -poeta o actor preferiblemente (en mi caso fue el poeta Seferis cuando yo traducía sus poemas- recitar el principio de la Ilíada con la pronunciación moderna para darse cuenta de inmediato de que los sonidos del griego antiguo nunca han podido ser similares a esa lengua ronca y bárbara inventada por Erasmo."

Estoy de acuerdo con él. Recomiendo la lectura de este libro que aporta interersantísimos puntos de vista sobre la Grecia antigua y la Grecia moderna.

En cuanto a la igualdad de pronunciación de palabras, ¿es que no existe la homonimia en nuestra lengua?

paloma dijo...

He encontrado esto de la Dra. Foulkes que tiene un método "El griego del N.T":

"Como lengua viva que es, el griego moderno guarda estrecha relación con sus estadios anteriores, constituyendo, junto con ellos, una sola lengua que ha evolucionado a través de tres mil años. Como estudiosos de este idioma, reconocemos que no tenemos el derecho de aplicar a ningún período de su historia una pronunciación que a nosotros nos pueda parecer adecuada, sino que nos encontramos ante la obligación de averiguar la pronunciación auténtica de la época de la cual nos ocupamos, o bien, en su lugar, emplear la pronunciación de los que hoy día hablan el griego como lengua materna, la pronunciación que usan aun cuando leen obras de períodos anteriores. Abundan evidencias (p. ej. los iotacismos) de que la pronunciación popular en el período Koiné fue mucho más parecida a la del griego moderno que a la pronunciación llamada erasmiana o nebrisense, que comunmente se emplea en el ambiente académico occidental. Esta última, que se aproxima a la pronunciación del período clásico griego (S. IV a.C.), resulta inapropiada para el período Koiné. Nosotros hemos optado por una pronunciación popular (la del griego moderno) para el griego del N.T., ya que este documento representa el lenguaje popular del primer siglo."